_______________________________________________________________________________________________

domingo, 9 de marzo de 2014

Vaya lío que se ha liado con la valla

Casi al mismo tiempo que la Agencia de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea anunciaba que una de cada tres mujeres ha sufrido violencia física y/o sexual, la empresa catalana de semillas Cequisa no tiene mejor idea que desplegar por la provincia unas vallas publicitarias que rezan así: "Agricultor, si quieres algo mejor que un polvo, pide Disperss".

Toda persona con una micra de sensibilidad ha puesto el grito en el cielo. Excelente reacción la de María Inmaculada Idáñez, responsable de Igualdad de Coag. Por el fondo y por la forma: “Vapulea la dignidad de las mujeres y de los agricultores”. No ha sido la única persona que ha alzado la voz. En parecidos términos se han manifestado la diputada Gracia Fernández (“No sólo es denigrante para las mujeres, sino que también traslada un mensaje vulgar y ofensivo para los agricultores y las agricultoras”), el presidente de los publicistas almerienses, Miguel Carrión (“La publicidad debe ser atrevida, agresiva y, en ocasiones, transgresora, pero siempre tiene que respetar los límites de la dignidad de las personas”), la delegada del Gobierno, Carmen Crespo (“Lamento que se utilice el cuerpo de la mujer como reclamo publicitario"), la consejera de Igualdad, María José Sánchez Rubio (“Es una utilización intolerable de la imagen de la mujer”)...

"Nos parece una campaña fresca y divertida”, ha dicho Juan Antonio Lopera, responsable de marketing de la empresa. Habrá que recordarle a Lopera que, últimamente, a algunos catalanes cosas muy serias le están pareciendo demasiado divertidas. Emilio Ruiz.