_______________________________________________________________________________________________

lunes, 16 de septiembre de 2013

Unicaja y Cajamar se examinan ante la Troika

Hoy será Unicaja. Mañana, Cajamar. La única caja de ahorros de Andalucía y la primera caja rural de España presentarán sus cuentas ante los técnicos de la Troika -el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Central Europeo (BCE) y la Comisión Europea (CE)-, que evaluarán los programas que han elaborado para cubrir las provisiones por las refinanciaciones de sus préstamos.

Los ‘hombres de negro’ han elegido como aula de exámenes la Sala Europa del Banco de España. La primera entidad en someterse al tribunal va a ser Bankia. A continuación, Unicaja y Liberbank, las tres hoy mismo. Para mañana están citadas Novagalicia, Cajamar, Bankinter y Banco Popular. El miércoles el turno será para Ibercaja y Ceiss, el banco formado por las cajas de ahorros de Castilla y León que está en proceso de absorción por Unicaja.

Finalmente, pasarán por el tribunal CatalunyaCaixa, Sabadell, Kutxabank, Santander, Caixabank, BBVA y BMN. Los interlocutores de cada una de las entidades serán habitualmente sus directores financieros, de riesgos o de mercado de capitales.

¿Por qué son tan importantes estos exámenes bancarios de la Troika? Porque de su resultado va a depender que el Gobierno solicite o no una ampliación del rescate bancario. Si los ‘hombres de negro’ vieran cierta debilidad en los números que les presenten las entidades, el Gobierno tiene dos opciones: o pedir una ampliación del plazo del rescate europeo o directamente demandar más dinero.

Hay que recordar que la Troika puso en su día a disposición del Gobierno de España 100.000 millones de euros para la recapitalización de su banca. El plazo de la puesta a disposición de ese dinero era hasta el 31 de diciembre. España, hasta ahora, solamente ha reclamado a Bruselas 41.000 millones de euros. Será en el mes de octubre cuando Gobierno y Troika cierren el tema.

Por lo que respecta a Cajamar y Unicaja, si bien ambas entidades consideran que, en principio, con sus recursos propios pueden hacer frente a contingencias futuras, los ‘hombres de negro’ tendrán que evaluar, en cuanto a la almeriense, el impacto del recálculo de las hipotecas con cláusulas suelo. La situación futura de Unicaja va a depender de si finalmente absorbe o no el banco Ceiss, una operación de alto riesgo que cada día se ve más complicada por la judicialización del asunto de las preferentes. Emilio Ruiz.