_______________________________________________________________________________________________

sábado, 29 de diciembre de 2012

Rajoy: yo o el caos

El día 23 de diciembre de 2011 se celebró el primer Consejo de Ministros de la era Rajoy. Durante este año han pasado muchas cosas. Casi todas malas. Han subido: el paro, el IVA, el IRPF, los impuestos especiales, los desahucios, las tasas judiciales, la prima de riesgo, las medicinas, las ayudas a los bancos, el impuesto de patrimonio... Y han bajado: el subsidio de desempleo, las becas, las deducciones por vivienda, las prestaciones sociales, los sueldos de los funcionarios, las bonificaciones al empleo, el poder adquisitivo de las pensiones y del salario mínimo, las indemnizaciones por despido… Rajoy, anteayer, fue explícito: esto o el caos. Y Aguirre, aún más: “Ésta es la medicina que necesita España”.

Me siento aturdido. No me atrevo a calificar la gestión de este año de Gobierno del PP. Lo digo con sinceridad, pero también con frustración personal. Podría criticar, eso sí, todas y cada una de las medidas de Rajoy, y podría decir, porque es verdad, que casi todas ellas han tenido consecuencias nefastas para los hogares y las empresas españoles. Pero no es esa la cuestión. La cuestión es: Si en España se hubieran seguido haciendo las políticas del último Gobierno de Zapatero, ¿cómo estaríamos hoy, mejor o peor? Los socialistas dicen que mejor. Los populares, que peor. Yo, simplemente, no-lo-sé.

Ya puestos, me inquieta otra duda. El 10 de mayo de 2010 fue aquel día en el que Zapatero violó escandalosamente su programa electoral. Dice que lo hizo porque, si no, Europa nos hubiera intervenido. ¿Y qué? Es mi duda. Porque veamos: dos años y medio después no tenemos ninguna de las ventajas de la intervención, pero tenemos todos los inconvenientes de la intervención. Es mi impresión.

En fin, dudas, dudas y más dudas. Son las dudas propias de quien no tiene idea de economía. Como es mi caso. Y el de Zapatero. Y el de Rajoy. Emilio Ruiz.